Inicio

Equipos

Noticias

Crónicas

Entrevistas

Opinión

Multimedia

Club

EMB

Enlaces

>> TEMPORADA 2007/2008 <<

 
     
 

 

Compañerismo y

visiones de juego

 

 

Escribe: Gonzalo Gómez

 
 

El jugador del Junior Especial nos cuenta cómo ve el baloncesto desde el banquillo

 
 
 
     
 

Visión de juego desde una lesión

Hola a tod@s, en este tema quisiera hablar de cómo se ve el baloncesto desde el banquillo y la grada. Por suerte o por desgracia conozco el baloncesto desde los dos puntos de vista, (bajo mi punto de opinión prefiero el de banquillo) desde la grada podemos ver cual es el potencial del equipo que este sobre la cancha, podemos hablar con los amigos de ¡qué bueno es el numero 7! ó ¡qué bueno es Fulanito! Al igual que ¡qué paquete es el 10! ó ¡qué paquete el Menganito!

Estas son opiniones que todo, o casi todo, aficionado hemos realizado sobre algún equipo, pero hay que sacar el mítico dicho de “ni los buenos son tan buenos, ni los malos son tan malos”, o cuantas veces habremos oído decir a nuestros entrenadores “estáis defendiendo muy mal, estáis haciendo internacional al numero 7". Podemos ir a ver un partido y ver a la estrella del equipo meterse 20 puntos y ganar el partido, pero... ¿qué haría la estrella sin sus compañeros? A partir de este punto quiero empezar mi opinión y análisis.

Desde la grada observamos que el equipo que está sobre la cancha tiene una super-estrella, es decir, alguien que destaca sobre los demás, pero el baloncesto consta de cinco jugadores, y bajo mi punto de opinión yo creo esa super-estrella sin sus compañeros no haría nada. Me explico. La gente que asiste a un partido sólo se fija en quién ha logrado la canasta, pero en el cómo se ha logrado esa la canasta poquita gente se fija (ojó, no digo toda la gente, solo parte del aficionado). Una canasta es elaborada por todo un equipo, por eso no hay que dar importancia solo al jugador que ha logrado la canasta porque el baloncesto es un deporte de equipo y hay que fijarse también en cómo se realizo la canasta.

También desde fuera podemos observar las llamadas “crisis” de los equipos, las crisis son producidas cuando no hay compañerismo dentro del vestuario, lo que lleva a una casi segura derrota del equipo.

Yo del único equipo que puedo hablar es del Junior Regional. Ver cada partido del junior desde el banquillo es ver un buen compañerismo. He compartido vestuario con estos jugadores, y puedo asegurar que dentro del equipo hay un ambiente agradable, todos somos amigos y compañeros. Hace poco se logro una racha de cinco victorias consecutivas, todo por ser un equipo, cuando este sentimiento se lleva a la cancha se es capaz de ganar al equipo mas difícil de la categoría, pero cuando este sentimiento no se extiende a la cancha y dicho vestuario, la derrota es casi segura.

Hay que huir de las individuales sobre la pista, que en la mayoría de los casos lleva a la desesperación de los demás compañeros de equipo, los cuales son incitados a realizar individualidades produciéndose así la casi segura “catástrofe”.

La solución de este problema es jugar en equipo. Ahora, me remonto a temporadas pasadas, me fijaré en la Cadete Regional Masculina 2006/2007. En esta temporada no llegaban los buenos resultados debido a que ganábamos los partidos antes de bajar del autobús, como dijo mi amigo y entrenador (un saludo) tras perder un partido en el vestuario. Éste dirigió a nosotros con una gran verdad, nos dijo que no éramos mas que “un grupo de estrellitas estrelladas”.  Este señor me enseñó que los partidos se ganan en la pista y no colgándose medallitas antes de los partidos (gracias). Después de esa charla empezamos a ser un equipo y a lograr las victorias que por momentos nos hicieron estar virtualmente en la final a cuatro de la categoría.

Quisiera hacer comprender que para ganar partidos hay que ser antes un equipo con un gran compañerismo y una gran ilusión por este deporte, donde encontraremos los resultados, solo si se juega en equipo, y que si hay malas rachas, seguir jugando en equipo porque lo que se siembra se recoge. Sin mas que decir, gracias por su atención. Un saludo.

     
 

Gonzalo Gómez, Jugador Junior Especial G76 Al-kasar